lunes, 1 de junio de 2009

Galletas de coco y caramelos


Hice estas galletas para regalar a una compañera del cole, que hoy es su cumpleaños.
Son una galletas que vi en el blog de Alicia y de Reme, al sur del sur. Dos blogs que seguro que conocéis porque son fantásticos.

Son muy fáciles de hacer.
Escoges la masa de galleta que más te guste.
Retiras con un cortador ( o algo redondo como la parte de atrás de una boquilla)la parte central.
La pones en una bandeja de horno con papel de horno.
Y sobre el trocito que has quitado pones un trocito de caramelo.
Ojo, un trocito, no un trozo grande, porque rebozaría. Para que os hagáis una idea, un caramelo normal, pues he puesto la tercera parte.

Y listo...al horno entre 10 y 15 minutos. No levantar hasta que la galleta esté totalmente fría. Y no se os ocurra poner el dedo en el caramelo (te quemas y duele mucho mucho mucho).

Hoy os traigo una historia muy divertida que le pasó a alguien muy especial en mi vida.
Todos mis amigos la conocen y me han recordado hasta la saciedad que la ponga.

Francis es un chico alegre, con un corazón de oro y muchas ganas de ayudar.
A veces, esas ganas de ayudar y su forma de ver el mundo, tan sencilla y sin grandes complicaciones nos ha metido en líos inmensos...pero siempre hemos salido airosos.

Esta historia ocurrió justo cuando yo entré en su vida.
Vino muy cabizbajo, porque había hecho algo "muy gordo hoy".

Como todos los días había ido a repartir leche ( trabajaba de repartidor, hoy ya no). Le tocaba ir al centro cívico a llevar su pedido. No puedo explicar exactamente que es el centro cívico pero si os puedo decir que es un sitio donde se dan cursos, porque impartí varios allí.

La recepción de la mercancía la hacía una monjita con la que Francis tenía una cordial relación. Justo cuando había empezado a soltar las cajas, vio un hombre cargando un televisor, el pobre no podía. Él, como no podía ser de otra manera, viendo al hombre apurado, le ayudó y juntos llevaron el televisor hasta el coche. El hombre, muy agradecido, volvió dentro de nuevo a por otro televisor. Francis y la monjita, pensaron a la vez que lo mejor era que volviera a ayudarle o ese hombre acabaría tiraran do uno de los enormes televisores.


Francis le ayudó a cargar los ocho televisores.
Y después empezó a descargar lo suyo.
Cuando estaba soltando su última caja, sintió mucho jaleo y alguien lo empujó contra la pared. Escuchó mucho murmullo pero entendió perfectamente el "sí él, él ha sido".
El guarda jurado de la zona, lo presionó contra la pared. Reclamándole los ocho televisores que había robado.
Y Fancis ,que es como es, y no dice lo que piensa la mayoría de las veces añadió "yo no los he robado, solo he ayudado".
Hora y media y la intervención de la monjita para que lo dejaran marchar sin cargos.
Había ayudado a robar los televisores...pero hombre, había sido sin querer....me añade ahora, aquí sentado a mi lado, recordando la historia con una sonrisa.

Con Francis, me ha detenido la guardia civil por posición de armas ( sino no me he equivocado posición, otra historia que no tiene desperdicio), me he perdido en otro país y no he encontrado el camino en seis horas y media. Y he reído la mitad de las risas de mi vida. Y he vivido aventuras para llenar seis blogs entero. Porque él es así. Capaz de recoger de la calle a un drogo dependiente y llevarlo un kílometro andando a un centro de salud. Llevar a unos extranjeros desde Torremolinos a al estado de la Rosaleda solo para enseñarles el camino.
Él es así...

(Porque la buscas aquí???)




Ingredientes:
1 huevo
220 gramos de mantequilla
220 gramos de azúcar glass
50 gramos de coco rallado
340 gramos de harina


BAtir mucho la mantequilla con el azúcar glass. Añadir el huevo batido. Mezclar con la harina y el coco.

Dejar en la nevera media hora.

Estender con un rodillo y ...cortar.

10 a 15 mintuos al horno ( sin aire, porque las galletas no llevan nunca aire) 180 grados.

Quedan lindísimas....

Una canción preciosa....

(Frio frio esta no es la que buscas )

12 comentarios:

  1. Que buena pinta tienen...se ven preciosas...!!!

    Bicos.

    ResponderEliminar
  2. Qué delicadas galletitas! Mucho me gustan galletas como esa.

    ResponderEliminar
  3. Que bonitas quedan tengo ganas de hacerlas son tan vistosas.
    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Yo también se los vi Alicia ... ya tengo la receta impresa para probar de hacerlas ... a los peques les encantaran! A ti te quedaron muy bonitas! Un saludo, Montse.

    ResponderEliminar
  5. Que bien te han quedado,yo también tengo esta receta apuntada, aunque desconozco el blog del que hablas, a ver si pruebo a hacerlas y me quedan tan bonitas como a ti.
    Bsitos

    ResponderEliminar
  6. Otra que se muere de ganas de hacerlas desde que las ví!!!!

    Te han quedado preciosas!!!

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Te han quedado muy lindas esas galletas, creo que habrá que probarlas.
    Un abrazo,
    Kanaima

    ResponderEliminar
  8. Te han quedado preciosas.
    Me llevo unas poquitas para el café.

    un beso

    ResponderEliminar
  9. Te han quedado de lujo.
    Y el relato esta gracioso aunque en su día supongo que no le haría a él mucha. jajaja.

    Gracias, un beso.

    ResponderEliminar
  10. hola me gusta tu blog te invito a pasar por el mio saludos

    ResponderEliminar

Muchas gracias por tu comentario.
Me encanta saber que estas al otro lado y que me lees...

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails